Max Weber (II) - Tipos ideales de Acción Social.

Dentro del campo del trabajo social, uno de los autores que se estudian durante la carrera es Max Weber, en esta segunda parte podemos ver su visión de los distintos tipos de acción social. El método utilizado por Weber, es el de la construcción de tipos ideales de acción social. No se trata de un promedio de la realidad, sino más bien, que es un recurso en la creación de un concepto, por el cuál se toman determinados elementos considerados relevantes para su construcción. Por lo tanto no se presenta en forma pura en la realidad.

Como consecuencia el tipo ideal de acción social, no es verdadero ni falso, sino que podrá o no podrá ser de utilidad, para analizar la realidad.

Weber crea distintos tipos ideales de acción social, y los relaciona con los tipos de dominación y de administración del poder.

ACCIÓN RACIONAL ARREGLO A FINES:

Es la acción que mas sentido tiene, en la clasificación de Weber. La de mayor grado de racionalidad. En ella hay determinados medios, que pueden servir para vencer los obstáculos y obtener un determinado fin.

Hay una selección y elección de medio a fin de modo que el resultado obtenido coincida con el fin buscado.

Para Weber es el tipo de acción que en el mundo moderno va a reemplazar a todas las demás.

ACCIÓN TRADICIONAL:

Se la define como una oscura reacción a los estímulos habituales. No hay en ella una elección de medio a fin, si no que se rige por un patrón costumbrista, o por ciertas normas consuetudinarias. Se hace algo de la forma en que se ha hecho normalmente. El actor no se interroga sobre la efectividad del medio. El ejemplo más claro es el de los rituales, que no determinan una mejor obtención de los fines, si no que simplemente se los practica.

Otro ejemplo, que podemos mencionar es el de la moda, si es que la persona no se pone a pensar en vestirse de una u otra forma, en cambio si se viste a la moda para evitar ser discriminado o rechazado, esa misma acción será racional con arreglo a fines.

ACCIÓN EMOTIVA:

Es la acción que se orienta por los estados sentimentales y las pasiones de una persona, amor, odio, venganza, etc. En realidad tanto esta acción como las tradicionales han sido las típicas en la historia, siendo la racional con arreglo a fines la propia del mundo moderno. Por debajo de ella, encontraríamos la acción no social. La locura de amor, o el odio exacerbado pueden convertirse en emoción violenta, o alteración de las facultades mentales, en las que se pierde el sentido de la acción.

ACCIÓN RACIONAL CON ARREGLO A VALORES:

Weber introduce este cuarto tipo, para contener ciertas acciones que de otro modo no podría definir. Esta acción se realiza teniendo en cuenta, no un determinado fin, sino la realización de un valor, que puede ser ético, religioso, estético, etc. De modo tal que sin la referencia a ese valor, tal vez no podríamos encontrarle sentido.

Así puede que una persona teniendo en cuenta el valor justicia, se dedique a realizar beneficencia donando su fortuna. Todo depende del valor que uno coloque en la cúspide. Así distintas serán las acciones si uno coloca en la cima la seguridad jurídica o la justicia en el caso concreto.

¿Qué te parece esta información? Si te ha gustado esta publicación y no quieres perderte ninguna otra, sigue la web a través de Facebook, Twitter o Google +. ¡Si te parece interesante para otros recomiendalo a tus amigos a través de los botones de redes sociales! Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario